sábado, junio 10, 2006

Tomorrow

Viernes en la noche, o debería decir madrugada de sábado. Me puse nostálgico y me dio por escuchar eso que en las radios suelen llamar “música del recuerdo”: Brenda Lee, Nancy Sinatra, Jim Croce, Don McLean, Etta James... ese estilo.
No sé, me dejó un tanto bajoneado ver el último capítulo de The West Wing.

Hace como tres temporadas que ya le había perdido un poco el hilo a la serie. Pero pese al alejamiento, no puedo olvidar que fue una de mis grandes pasiones del cable, con historias inteligentes y personajes entrañables, especialmente CJ (Claudia Jean) Cregg.

Puede sonar tonto, pero su término, al igual que el de otras series que en su momento marcaron etapas en mi vida -como fueron La Pequeña Casa en la Pradera, Los Años Maravillosos, Friends- lo siento como la partida casi de amigos... Si hasta lecciones de vida saqué de varios de sus capítulos, porque muchas veces me identifiqué con los temas mostrados.

¿Demasiado tevito? Puede ser, pero la verdad es que cuando una historia me gusta –también me ocurre con los libros-, me involucro y le tomo cariño a los protagonistas.

Pero también reconozco que el fin de una serie como fue ahora el caso de The West Wing me hace pensar en cómo pasa el tiempo... y sigue corriendo cada vez más rápido.
Tal vez la lección ahora es que debo dejar de preocuparme tanto por la ficción y de emocionarme con vidas ajenas, para pasar a ser más protagonista de mi propia vida... antes que también me llegue la cancelación.

10 Comments:

Blogger LaRomané said...

Me encantaba la serie "LOs Años MAravillosos"...pero la Casa en la Pradera siempre la tildé de perna...jajaj y de Friends, que puedo deecir? Què aùn quedo pegada al tv cuando se me cruza por las pupulas.

Cariños
x0x0x0x
LaRomanè

3:13 a. m.  
Blogger Alter said...

Hola. Pta q queda hueveado uno cuando termina una serie q a uno lo ha tenido pegado al televisor por años!! Como que a uno lo dejan reflexionando. En el primer post de mi blog escribí sobre los últimos capítulos de Six Feet Under y Sex and the City. No pude evitar estar con la garganta apretada todo el rato q vi el final de Six feet, es q fue como intenso, aparte q uno se familiariza con los personajes y de alguna forma los vas a extrañar. Con Sexity me pasó algo parecido, echo de menos no ver capítulos nuevos, pero en fin, hay q buscar una serie sustituta.
Buena suerte.

4:42 a. m.  
Blogger J. said...

Este post no tiene nada que ver con las series de TV y lo que uno extraña a sus personajes después, porque esa familiaridad no se volverá a sentir... este post está heavy por lo que gatilla en el real world... y eso es bien valiente... y eso hay que tomarlo en las manos.

Trata de no ponerte ansioso no más, pero es cierto, en la vida uno debe ser el chofer y llevarla por donde quiere, paque cuando termine esta sitcom pueda estar tranquilo y contento... a eso le llamo usar o gastar la vida.

un abrazo

Slds

8:08 a. m.  
Blogger spaceboychile said...

Ah, pero achacarse por el paso del tiempo es improductivo, porque pasara igual.
Preocupate porque lo estes aprovechando nomas. En todo caso Remus no estas viejo, asi que no se te paso la liebre aun.

Saludos y Namaste!

1:12 p. m.  
Blogger Ya no me engañas, descubrí tu blog said...

Me ha pasado con la blogsfera. La comunicación con los bloggers ya no es lo que era... Los personajes, o mejor dicho personas, siguen ahí, pero la intensidad de la relación no es la misma que antaño... ¿Será por eso que las segundas partes nunca son mejores que la primera? Espero que no...

Saludos

1:13 p. m.  
Blogger The Apprentice said...

amigo mio, me gusto el último párrafo que escribió... creo que el tomar control sobre su vida es algo que ha dejado de lado. Grandes cosas le esperan, sólo que usted tiene que encaminsarse a hacerlas no más... y me refieron en todo aspecto...

abrazo
The Apprentice

2:05 p. m.  
Blogger Pablillous said...

no creo que tomar el control de la vida ..pase por dejar de creer en la magia de la tv..

son tantas las series de tv que he adorado que seria imposible mencionarlas todas....


aclaracion: la gata derechista es Carmen..je je

abrazos

9:49 p. m.  
Blogger Titus said...

La verdad es que me identifico con muchas de las cosas que escribes, como la de este post. A mi me pasaba algo parecido con las series (claro que no con la pequeña casa en la pradera)el asunto es que a mi cada cosa que me estimula a reflexionar, incluyendo la televisión, me ha servido como impulso para avanzar hacia mis objetivos.

9:28 p. m.  
Blogger astrolloron said...

"Jovencito":
Cuando terminan las series que me gustan , quedo como con un sentimiento de perdida.
Pero las series las grabo y trato de verlas solo el domingo porque, para mi, el dia viernes y sabado no es para quedarse viendolas, a menos que sea en buena compañia y abrazadito.

6:20 p. m.  
Blogger J a v i e r said...

creo que todos en algun momento tenemos nuestras series favoritas, yo desde BH90210, pasando por melrose place ( que patetico no? ), y terminando con la mejor serie que he visto. Friends, lejos lo mas generacional que he visto, quizas por que ya tengo 30, o porque cada vez que la veo me rio con mas ganas. como sera mi obsesion que tengo la coleccion completa en dvd de esta serie, y ya mehe organizado un par de maratones , creo que soy adicto a la serie, pero en general a la tv, ahora estoy pegadisimo con two and a half man, will&grace, en fin eso
saludos, y gracias por el post
jvrtte.

11:43 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home